Positivo balance a un año de la Inflation Reduction Act

Ley de Reducción de la Inflación, promulgada en 2022, marca un histórico ahorro en costos por atención médica. Anuncian nuevos ajustes para 2024

0
265
Personas con cobertura Medicare pagan menos en sus primas y se benefician del límite de $35 en insulina, además ahorran en vacunas. Foto: Archivo

SAN DIEGO.-  La amplía la asequibilidad a diversos servicios médicos, así como la limitación a $35 dólares mensuales en el costo de la insulina para personas con Medicare y la mejora en el acceso a medicamentos recetados son algunos de los beneficios que desde hace un año han impactado la vida de millones de estadounidenses luego de que el 16 de agosto se promulgara la Inflation Reduction Act (Ley de Reducción de la Inflación) por el gobierno federal.

Mediante un comunicado, el secretario del HHS, Xavier Becerra indicó que “como resultado de esta ley, las personas con cobertura Medicare pagan menos en sus primas y se benefician del límite de $35 en insulina, además ahorran en vacunas. Estamos fortaleciendo Medicare para la próxima generación haciendo que el seguro médico sea más asequible e impulsando que la economía funcione para las familias trabajadoras”.

En tanto, Chiquita Brooks-LaSure, administradora de los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid (CMS), manifestó que “en este primer aniversario de la Ley de Reducción de la Inflación, los estadounidenses están viendo los beneficios como créditos fiscales mejorados que ayudan a más personas a pagar sus primas en las aseguranzas”.

Esta Ley extiende ayuda financiera para adquirir planes en HealthCare.gov y Marketplaces estatales, las estimaciones nacionales muestran que, en promedio, los consumidores que reciben créditos fiscales ahorran más de $800 en primas por año.

REDISEÑO DE BENEFICIOS

La Ley de Reducción de la Inflación realizará cambios clave para mejorar la asequibilidad de los medicamentos para las personas mayores y las personas con discapacidades que tienen la Parte D de Medicare.

A partir de 2024, habrá un tope en los gastos de bolsillo anuales en la Parte D de Medicare. En 2025, este tope anual se reducirá a $2,000 y se indexará anualmente a partir de entonces.

Se proyecta que el rediseño de la Parte D de Medicare reducirá los gastos de bolsillo de los inscritos en alrededor de $7.4 mil millones anuales entre más de 18.7 millones de inscritos en 2025,casi $400 por persona inscrita.