Lorena Meneces Núñez hace de las adversidades su fortaleza

De frente a las adversidades que la rodearon en una época, ella decidió generar sus propias herramientas para lograr sus metas

0
290

De ideales claros y metas fijas, con un carácter enmarcado en la positividad y la resiliencia Lorena Meneces Núñez es una mujer que da la cara ante las adversidades y hace de ellas experiencias de aprendizaje.

“Mis orígenes fueron limitados, no tenía la posibilidad de estudiar porque en ese entonces debía trabajar”, refirió Meneces Núñez, creadora de un modelo de negocio que actualmente ayuda económicamente a otras personas para cumplir sus metas.

Caminos alternos, metas claras

De frente a las adversidades que rodearon en una época a Lorena, ella decidió tomar caminos alternos, generar sus propias herramientas para lograr sus metas.

“Con mucho esfuerzo completé mis estudios de nivel básico y, con el propósito de continuar con actividades que impulsen mi desarrollo personal, he tomado diplomados y certificaciones”, expresó.

Entre los cursos más recientes que ha estudiado destacan Programación Neurolingüística (PNL), Diplomado en Sistémica entre otros relacionados con su plan de vida profesional y laboral actual.

“Mantenerme actualizada académicamente tiene la finalidad de mejorar mi calidad de vida y por consecuencia, de los que me rodean, además estudio la filosofía de ser mujer fascinante que permite fortalecer el alma, cuerpo y espíritu”, manifestó.

“Desde muy chica busqué formas de salir adelante. El dinero siempre me llamó la atención. Creo que el haber trabajado en esas grandes casas y conocer un estilo de vida diferente al mío fue algo que me inspiró. Siempre pensaba que algún día mi vida daría un giro y yo tendría todo eso que veía en mis familiares. Con el paso del tiempo, con mucho trabajo y esfuerzo, me fui dando cuenta de que tenía talento para los negocios, porque vendía de todo; pero a la vez aprendía lo más que podía de cada experiencia, primero trabajando en familia y después compartiendo con otros este conocimiento”, explicó. 

Determinante y visionaria

Lorena ha sido una mujer que sabe reconocer sus fortalezas, sus debilidades y sus áreas de oportunidad, que echa mano de las herramientas que le brinda cada experiencia y que ve en cada día una nueva posibilidad de crecer.

Así fue como su capacidad de análisis y aguda visión le mostró que podía generar un modelo de negocio donde involucrara sectores de la medicina, los alimentos y las finanzas.

“Comencé en el sector financiero después de detectar esa área de oportunidad. Personalmente, pienso que el amor y el dinero son herramientas poderosas y decidí trabajar con ambas para crear un modelo de negocio rentable que ayude económicamente a las personas a cumplir sus metas. De igual forma, con el mismo objetivo de beneficiar a los que me rodean, siendo un instrumento de Dios, y con la finalidad de diversificar mis ingresos, entré en la industria restaurantera”.

Aunque el proceso de encontrar el camino que le permitiera emprender y consolidar una firma empresarial no fue fácil, Lorena contaba con el apoyo y acompañamiento de su esposo, con quien edificó una vida en matrimonio durante 25 años, pero un día todo cambió y ella debió redefinir su ser y su rumbo.

“Una parte fundamental en mi crecimiento personal y, soporte de vida, ha sido mi esposo, estuvimos casados por 25 años. Mi mayor reto fue cuando él trascendió. Entre otros retos, he debido empezar una empresa desde cero, enfrentar la adaptación a los cambios económicos y a las nuevas necesidades”, señaló.

“Soy una mujer de fe, mi familia es muy importante para mí y mi deseo más grande al compartir estas líneas es sembrar en las mujeres el deseo de superarse, de saber que nuestra libertad surge de ser independientes en todos los sentidos, que se atrevan a crecer y descubrirse poderosas”, exclamó.

Empatía antes que empoderamiento

Aprender en el proceso, tomar decisiones en medio de situaciones no experimentadas anteriormente sin duda han sido un reto, pero Lorena ha sabido escuchar sus voces interiores, apoyarse en cada paso con sus valores, sus creencias y principalmente a actuar desde la empatía, desde su realidad como mujer.

“Así como ser mujer ha tomado un papel muy favorecedor para el empoderamiento empresarial, también han existido retos por choques culturales, principalmente al negociar con hombres”.

“Empatizar ha sido fundamental, entendiendo que todos somos uno, desde el amor y compartiendo nuestra luz”.

“Ahora, con toda la información con la que cuento sé que soy líder de impacto y acepto el reto de seguir creciendo y aprendiendo para continuar con mi desarrollo personal y profesional, entendiendo que no sólo es el ejemplo que le dejo a mis hijos y mis generaciones, si no a la sociedad”, afirmó.

Aventurera y sensible

A la par de sus roles como empresaria, emprendedora y líder, Lorena alimenta su espíritu con actividades que la hacen sentir plena y feliz.

“Disfruto viajar, así como me gusta conocer mi país, desde lo más sencillo hasta lo más exótico, también me gusta viajar internacionalmente, conocer otras culturas, idiomas. Hacer las cosas de forma diferente con el fin de obtener resultados diferentes y aprender de ello. Mis hobbies favoritos son ir a un restaurante, disfrutar una rica comida con excelente compañía, leer, compartir tiempo con mi familia y amigas, hacer ejercicio”.

Para Lorena es importante motivar a otras mujeres, hacerles saber la importancia de exteriorizar sus pensamientos, sus sueños y sus emociones.

“Quiero que las mujeres sepan que la vida es hermosa a pesar de todas las adversidades, yo soy testimonio de cambio y transformación. Por nada cambiaría lo que he vivido, porque gracias a ello hoy soy y me reconozco una mujer fascinante”.

“Soy testimonio de cambio y transformación. Por nada cambiaría lo que he vivido, porque gracias a ello hoy soy y me reconozco una mujer fascinante”

Crédito de foto:

La Juguetería TJ

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here