Es reducido el impacto de la música en la conducta

Especialistas explican que los mensajes de los narcocorridos si influyen en cierto grado, pero no son factores determinantes en conductas violentas

0
273

El contexto socio afectivo, la familia, los maestros, amigos e incluso ídolos o héroes generan una mayor influencia en niños, niñas y adolescentes para presentar conductas delictivas que el hecho de escuchar narcocorridos, afirmó Marina Alvelais Alarcón sin embargo, aclaró que los mensajes si influyen en cierto grado y no es deseable que lasinfancias estén expuestas a contenido violento, ya que se vuelve repetitivo y normalizado para ellos.

Normalizar es el peligro

La psicóloga explicó que el hecho de escuchar este estilo de canciones “no significa que las personas sean influenciadas de forma negativa, sin embargo, aceptó que hay edades más vulnerables en las que la sociedad está más expuesta a normalizar conductas violentas, pero
combinada con varios factores y contextos”.

La especialista, quien se desempeña como directora de la Escuela de Psicología de CETYS Universidad, refirió que la incitación a las acciones violentas “también tiene que ver con el alto consumo de violencia por los distintos medios de comunicación. Esta influencia puede reflejar
la automatización de ciertos comportamientos, este bombardeo de violencia es la principal influencia”.

Prohibir no soluciona

Alvelais Alarcón manifestó que cuando se emplea la prohibición y castigo para evitar determinada conducta, esto puede despertar mayor incremento de la respuesta que precisamente se busca evitar.
“Hay un tema más profundo, que es el de quiénes son los que promueven este contenido violento, ya que la influencia negativa viene de lo más cercano a las personas, principalmente cuando están en etapa de desarrollo”, reiteró.
La académica detalló que “existen estudios en musicoterapia donde se indica que hay patrones de sonido a los que las personas son más susceptibles y se convierten reforzantes en el cerebro”.
“No necesariamente influye la letra, porque cuando eres niño muchas veces no percibes los mensajes de violencia, sino más bien la tonada que es pegajosa, la repites y le pones letra que a veces ni entendemos, la sigues repitiendo, sin reflexionar”.
Narrativas de la violencia

Anajilda Moncada Cota de la Universidad de Occidente explica que “los narcocorridos son composiciones musicales que cuentan historias del mundo del narcotráfico. Surgen en la frontera norte de México, y se sustentan en las tradiciones de los corridos que han acompañado a los pueblos mexicanos desde la época independentista, con mayor auge durante la Revolución Mexicana”.
La profesora de la carrera de Ciencias de la Comunicación considera que los narcocorridos “son capaces de crear imaginarios, de reforzar ideologías y reflejar todo los que representa el mundo narco. Son narrativas concretas que enuncian un mundo complejo, oscuro, el cual no obstante es real, palpable, pero ininteligible, salvo por las fuerzas que lo mueven: el poder por el poder, la fuerza de lo ilegal, lo político, lo económico, lo simbólico, el éxito, el consumo, el dinero”.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here